Relato: Confesiones a Desconocidos

Hacía mucho, mejor dicho siglos que nos os subía un relato y como ayer hablé de este tema con una amiga, abriéndome a ella y contándole cosas que nadie sabe decidí hacer este relato. En este pequeño relato leeréis lo que una persona transexual piensa y confiesa a desconocidos en un grupo de autoayuda, también descubriréis como se sienten las personas que sufren de esto. Espero que os guste y disfrutéis con la lectura. Ya me contaréis que tal es en la sección de comentarios.

– No soy una mujer pero si – vociferó ella en medio de la reunión – siempre me han dicho que yo debía ser mujer y aunque me siento una, también me siento hombre. Me gusta vestirme como un hombre. Poder llevar trajes con chaleco y pajarita como si nada pasase. Poder llevar el pelo lo corto que yo quiera sin importarme lo que otros piensen de eso, sin que otros digan que me hace menos mujer y no lo hace, me hace más yo. Odio los géneros de roles tan impuestos por la sociedad que no se preocupan de que algunas personas no nos sentimos ni mujer ni hombre, pero seguimos siendo una persona como otra cualquiera a la que deben tratar con normalidad. Y la sociedad no lo hace, nos margina, nos llama de todo y esto es por la falta de conciencia y de educación sobre nosotros. En el colegio nos enseñaban como hay dos géneros el masculino y el femenino. Mientras aprendías eso, por dentro dudadas de que eras porque eso no te lo enseñaban y a día de hoy siguen sin hacerlo – toma aire para poder continuar hablando – soy una mujer que adora la ropa de hombre y a quien le encantaría poder usarla siempre que quisiera, pero no, debo vestir más acorde con mi género físico, si, por tener vagina debo vestir de mujer y me cansa. Me cansa la opresión, la falta de comprensión y todo. Por ejemplo, hay empresas que hacen ropa preciosa para chicas como pijamas y luego para hombres hace los suyos con modelos masculinos. Pues bien, el otro día en un grupo alguien del sexo opuesto dijo orgulloso que se había comprado un pijama de chica de su princesa Disney favorita y yo lo vi bien, seguramente alguna persona no, pero si él quiere usarlo está en su derecho. ¿No es así? Yo creo que si, ¿vosotros que pensáis? Para finalizar quiero deciros que los que nos define como personas no son nuestros genitales ni el aspecto exterior que tenemos, sino el interior, en como nos vemos nosotros y para eso debemos estar a gusto nosotros primero y luego la gente juzgará, aunque lo harán porque no sabrán que eres o no les gustará tu yo interior, esas personas no son merecedoras de llegar a conocerte – se calla, mira al resto de la gente que está en la reunión y todos le aplauden por sus palabras, por abrirse a desconocidos, por contar sus miedos, sus inquietudes y sus deseos para ser una mejor persona, ya sea hombre o mujer.

La reunión acaba con todos dándole las gracias a ella por abrirse de tal manera y apoyándola como haría alguien que tuviera dos dedos de frente para ver lo que de verdad ella desea ser.

Hasta aquí mi pequeño relato donde hablo de la opresión sobre gente transgender y de como se ven ellos. Espero que no haya sido muy duro, ahora os dejo a vosotros juzgarlo y contarme que os ha parecido.

Anuncios

2 pensamientos en “Relato: Confesiones a Desconocidos

  1. Bueno querida, obviamente ya sabes todo lo que pienso al respecto 😉 . Solo decirte una vez más que jamás te rindas, que eres una persona maravillosa y mereces todo lo que en esta vida te haga ser feliz; y a la porra con la gente prejuiciosa :* .

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s